Home / Turismo / Naturaleza

Naturaleza

naturaleza vc

Venustiano Carranza presenta una cobertura vegetal compuesta principalmente por vegetación secundaria (de selva caducifolia, bosque de encino y coníferas) con 16.19%y vegetación inducida 12.39%. La región presenta tipos de climas cálidos y es dominada por las especies arbóreas que pierden sus hojas en la época de seca del año durante el lapso de 5 a 6 meses, lo que constituye la característica más sobresaliente de esta formación vegetal, además de su riqueza biológica posee una belleza extraordinaria que permite identificar dos aspectos estacionales completamente diferentes.

Este tipo de vegetaciones, donde el estrato arbóreo está conformado por árboles que miden 15 metros en promedio, habitan naturalmente en la depresión central de Chiapas, donde forma parte de la cuenca del río Grijalva y es una de las cubiertas vegetales menos representadas en las área naturales protegidas de la entidad. En ella habitan especies propias de estos tipos de vegetación de las que, entre otras, cabe mencionar a Bursera simaruba (Palo mulato), Bursera excelsa (Copal), Haematoxilum bralsileto (Brasil), Ceiba acuminata (Ceiba), Swietenia humilis (Caobilla), Alvaradoa amorphoides (Camaron), Cedrela odorate (Cedro Rojo), Spondias purpurea (Jocote), Espondias mombin (Jobo) Platymiscium dimorfphrandum (Hormiguillo), Pouteria zapota (Zapote mamey), Heliocarpus reticulatos (Corcho o Namo) Ficus cookii (Amate) y Calycophyllum candidissimum (Canelo) que es la especie que mas abunda en esta area.

En cuanto a su fauna en el municipio habitan especies endémicas amenazadas o en peligro de extinción como son: Didelphis marsupialiallis (Tlacuache cuatro ojos), Tamandua mexicana (Brazo Fuerte), Sciurus aerogaster (Ardilla gris), Odocoileus virginianus (Venado colablanca), Felis wiendii (Tigrillo), Heloderma horridum (Escorpión), y diversas especies de serpientes, pericos e iguanas.

El ecosistema y recursos naturales del área están siendo impactados severa y negativamente por diversas actividades humanas, como son el deterioro de la cuenca y el crecimiento indiscriminado de la frontera agropecuaria lo que de continuar sin una adecuada planeación, conducirá al detrimento de la calidad de vida de sus habitantes y a la pérdida de valiosos recursos naturales en el corto plazo, por lo que requieren de acciones inmediatas.